Cuándo es el mejor momento para entrar a invertir en un mercado

Pexels

Una vez que un usuario decide comenzar a invertir en cualquiera de los mercados que hoy por hoy más en boga están –bolsa, opciones y futuros, forex o monedas digitales- ha de tomar una serie de decisiones que van a afectar a la manera de acercarse a cada producto, como la herramienta con la que vamos a operar. Decantarnos por Hispamarkets, bróker de confianza nos hará la vida más fácil.

A partir de ahí cada trader ha de definir correctamente su perfil de riesgo, esto es, saber qué propensión o aversión tiene por las operaciones con volatilidad. De esta decisión dependerá la tranquilidad con la que se tome los distintos vaivenes que pueda sufrir una cotización o mercado: si somos propensos al riesgo y contratamos productos que cuadren con estas características, fuertes subidas o fuertes correcciones de valor no afectarán en demasía a nuestro carácter.

Sin embargo, si tendemos a ser más conservadores y optamos por productos que vean afectada su cotización de manera habitual, pudiendo suponernos temporalmente bajadas en nuestra rentabilidad, no vamos a estar nada cómodos.

De ahí que adaptar los productos contratados a nuestro perfil y nuestras características sea básico.

A partir de ahí, también hay que decidir si operar en el corto plazo o en el largo plazo. Es una decisión importante porque también la manera de afrontar las inversiones cambia radicalmente.

En operaciones a corto –incluso entrando y saliendo en el mismo día- buscaremos rentabilidades pequeñas (con lo que habrá bastante rotación y llevaremos a cabo bastantes operaciones), mientras que en largo plazo podremos actuar con “más tranquilidad” y buscar inversiones estables y prolongadas.

 

¿En qué momento entrar?

A partir de estas dos decisiones hay que tener claro cuál puede ser el mejor momento para entrar en un producto.

En los cuatro mercados comentados al principio necesitamos tener la información suficiente para tratar de tomar las decisiones pertinentes con el menor margen de error. Por eso es necesario revisar de manera periódica los medios especializados: foros, blogs, revistas online y offline, e incluso la tradicional prensa salmón.

Esto nos ayudará a saber qué se cuece a nivel nacional e internacional y no solo en los sectores en los que tenemos interés. También nos ayudará a hacernos un cuadro de composición de la situación geopolítica y económica.

A nivel de forex, saber cómo es la relación entre dos países es muy importante de cara a hacer previsiones sobre la cotización del par de sus divisas.

Una vez que hayamos adquirido la rutina de estar al tanto de la información, es el momento de tomar decisiones. Cada vez que tengamos la sensación de que alguna de estas noticias que hemos leído pueda afectar al precio de un producto, hay que actuar. Lo haremos ya sea para entrar o para salir si estamos dentro del valor.

Dado que esta toma de decisiones es muy complicada al principio –por la incertidumbre- recordamos coger práctica en primer lugar en los simuladores de cada plataforma: si operamos en tiempo real, pero con dinero ficticio, aprenderemos en base a nuestras percepciones sin poner en juego nuestro dinero.

Una vez que comprobemos que nuestras intuiciones a tenor de la información funcionan, es el momento de poner en juego nuestros ahorros.